miércoles, 13 de septiembre de 2017

Solo tú me conoces de David Levithan y Nina Lacour

A veces, y solo a veces, abandono la novela negra y la histórica para adentrarme en historias más sencillas y eso fue lo que pasó con Solo tú me conoces.

A pesar de sentarse juntos en clase de cálculo, Kate y Mark nunca han hablado. Ella tiene que dejar de huir cuando tiene miedo y él debe enfrentarse a la posibilidad de no ser correspondido. La noche en la que Kate vuelve a huir y en la que Mark lo arriesgará todo, será la misma en la que el amor los unirá.

Para ser sincera, al leer la sinopsis pensé que sería el típico romance juvenil que te entretiene, pero es mucho más. Solo tú me conoces es una historia sencilla, sin florituras, directa al grano, que te hace vivirla poniéndote en la piel de los personajes, enamorándote con ellos y de ellos.

Kate y Mark se turnarán en cada capítulo para contarnos  su historia, pero también para complementar la del otro. Los capítulos son cortos y la forma de narrar, suave y fluida, me conquistó desde el principio. Al principio la amistad instantánea que nació entre ellos no me pareció real, aunque conforme avancé en la lectura todo encajó a la perfección.

En cuanto a los personajes, Kate y Mark son dos adolescentes homosexuales y me alegró que esto se tratara con la naturalidad que merece. Son unos personajes reales y con los que te identificas. En el caso de los secundarios no fue así. Se describen, se presentan, pero da la sensación de que no forman parte de la narración.

Solo tú me conoces  ha sido, de momento, la mejor lectura del verano. Fresca, ágil y con mucho que contar.

Os deseo grandes lecturas,
 
Laura.

3 comentarios:

  1. Aunque me parece una lectura interesante, no me veo con ella.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Fíjate, y yo no le había dado oportunidad precisamente por eso, porque pensaba que era la típica de adolescentes previsible. Puede que deba replantearme mi decisión...
    ¡Muchas gracias por la reseña!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenía mis reticencias con este título, pero me gustó mucho. Si te animas me cuentas.

      Un beso enorme.

      Eliminar